Car ReviewsNewsNoticiasPruebas de manejoSUV

#ExperienciaRDX, el viaje ideal de fin de semana manejando un Acura RDX

1.14KViews

Salir de viaje por carretera durante un fin de semana es una actividad que la mayoría de la gente disfruta, por ese motivo, escogimos al nuevo Acura RDX 2019 para salir de la rutina y tomar camino con destino a la ciudad de Oaxaca donde conocimos un poco de la capital, visitamos el curioso lugar Hierve el Agua y gozamos de la excelente comida regional. Te contamos cómo nos fue.

Todo comenzó un sábado por la mañana en la ciudad de Puebla, que, como referencia, está a 1.5 horas de la CDMX. Después de un desayuno, nos dispusimos a comenzar a recorrer los 340 km que existen desde nuestro punto de partida y la capital de Oaxaca; cargamos maletas de dos personas, llenamos el tanque de gasolina de 65 litros y comenzamos la aventura.

El inicio de la aventura

El primer tramo de carretera lo manejó Erika, quien me acompañó en esta #ExperienciaRDX; como copiloto, una de mis tareas fue escoger la música que nos acompañaría por lo que conecté el smartphone vía Apple CarPlay y a través del novedoso Touchpad Control pude manipular las funciones que se despliegan en la enorme pantalla de 10.2″. Este Touchpad es una gran novedad pero bien tienen que pasar unos minutos para familiarizarse con él.

Luego de recorrer la mitad del camino, nos detuvimos a contemplar parte de la sierra de Oaxaca y después de tomar unas fotos (que pueden ver al final de la nota), continuamos nuestro camino. Ahora sí, al volante, pude comprobar lo que Ericka me había contado y es que la comodidad en el puesto del conductor es muy buena y a pesar de ser un SUV de 4.75 metros de largo, manejar el RDX es algo sencillo gracias también a la gran visibilidad que se tiene hacia el exterior.

Antes de llegar a la sierra, manejé un tramo de carretera recta y sin tanto tráfico, tramo ideal para comprobar lo que el motor de 4 cilindros turbocargado de 2.0 litros tenía por ofrecer. La aceleración es muy lineal, con un turbolag casi imperceptible y con mucha facilidad para llegar a los 270 km/h que tiene como velocidad máxima limitada electrónicamente el RDX, velocidad en la que existe una buena estabilidad y control del vehículo lo cual habla de la gran ingeniería y tecnología empleada en él.

Las curvas fueron lo siguiente, justo ahí pude probar los modos de manejo Sport y Sport+  que endurecen la dirección, mantienen altas las RPM y hacen más sensible el acelerador y exprimí los 261 hp y 280 lb-pie de par que ofrece el motor en combinación con la transmisión automática de 10 velocidades. Tomando en cuenta su orientación familiar, el RDX es ágil, se siente ligero y las paletas de cambio al volante aumentan la sensación deportiva de su manejo por lo que también se disfruta y es capaz cuando se lleva al límite.

¡A conocer Oaxaca!

Llegamos a nuestro destino y por la tarde conocimos las pintorescas calle del centro histórico de Oaxaca, que es Patrimonio de la Humanidad declarado por la UNESCO en el año 1987, caminamos y nos dejamos sorprender por el Convento de Santo Domingo y por la variedad de comida que existe por lo que no dejamos pasar la oportunidad de comer una tradicional tlayuda antes de ir a descansar para seguir la aventura al día siguiente.

Después de un desayuno en uno de los mercados más tradicionales de Oaxaca, donde comimos tasajo, pan de yema y chocolate de agua, tomamos camino a Hierve el Agua, lugar ecoturístico donde existen unas curiosas cascadas petrificadas que han sido formadas a lo largo de miles de años por escurrimientos de agua con alto contenido de minerales la cual también forma unas pozas donde se puede nadar y contemplar la sorprendente vista que hay desde ese sitio.

Para llegar, tuvimos que tomar la carretera por la Ruta del Mezcal el cual nos quedamos con ganas de probar ya que manejar y tomar bebidas alcohólicas no era la opción; mas adelante, cerca del pueblo San Isidro Roaguía, comenzó una terracería donde comprobamos la correcta manufactura y buena calidad de materiales en el interior de RDX ya que, además de mostrar mucha solidez, no captamos ningún ruido extraño.

En este camino también pusimos a prueba el funcionamiento del sistema SH-AWD que reparte la tracción a ambos ejes lo cual se traduce en un mejor desempeño dinámico tanto en superficies con poca adherencia como en paso por curvas, sistema que lleva 15 años de desarrollo y que mejora notablemente las prestaciones de este SUV tanto dentro como fuera del asfalto.

Un fin de semana para recordar

De vuelta en Oaxaca y para concluir la experiencia, nos detuvimos a comer en Los Danzantes, un restaurante donde pasamos un gran rato para después tomar carretera hacia Puebla y darnos cuenta que Acura RDX fue una excelente opción en este viaje.

La versión A-Spec que pudimos manejar robó miradas por su atractivo diseño, rines de 20″, faros full LED, doble salida de escape y aspecto deportivo; por otra parte, tuvimos un viaje sumamente cómodo, dinámico y con mucha seguridad gracias al completo equipamiento el cual, por mencionar algunos elementos, incluye  7 bolsas de aire, control crucero adaptativo, función de seguimiento a baja velocidad, alerta de colisión frontal y trasera, asistencia de conservación de carril, entre muchos otros más.

No queda más que decir que, así como Oaxaca, existen muchos otros destinos de fin de semana a los cuales se puede llegar disfrutando una buena carretera y un buen auto, elementos que harán que cada viaje y escapada de fin de semana sea una aventura por recordar como la #ExperienciaRDX que vivimos.

 

Salvador Sánchez Díaz
@Chava_SD

¡Suscríbete a nuestro canal de Youtube AQUÍ!

 

Deja un comentario

Newsletter
Recibe en tu correo las ultimas noticias del mundo automotriz.
No compartiremos tus datos con nadie, Odiamos el SPAM
Newsletter
Recibe en tu e-mail las ultimas noticias de nuestro blog.